El ente público austriaco y organizador de Eurovisión 2015, ORF, ha comenzado hoy con los preparativos para adecuar el Wiener Stadthalle de Viena, sede de la próxima edición del Festival de Eurovisión.

El escenario de esta edición estará formado por 1288 pilares individuales, con unas medidas de 44 metros de ancho, 14.3 metros de altura y 22 metros de profundidad. Los pilares LED producirán una amplia variedad de efectos de iluminación al igual que el suelo de la plataforma, de 11 metros de diámetro. En el fondo, hay otra pared LED de 22 metros de ancho y 8,5 metros de altura.

Bildschirmfoto_2015-01-15_um_184209

El diseño del escenario corre a cargo de un grupo de profesionales liderado por Florian Wieder, Al Gurdon y Kurt Pongratz. El primero de ellos, Florian Wieder, ha sido también el encargado de los diseños de Eurovisión 2011 y 2012.

A continuación puedes ver las primeras imágenes de los trabajos que se están realizando en el interior del estadio:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *